Tener a la gente adecuada en sus equipos es un buen lugar para empezar. Por supuesto, que no es tarea fácil. Reclutamiento y contratación de personal de TI siguen siendo uno de los retos principales para los CIOs. En nuestro 2015 State of the CIO informe, los líderes de TI enumeran big data y datos analíticos, seguridad y gestión del riesgo, desarrollo de aplicaciones, tecnologías móviles y de arquitectura empresarial como las habilidades de TI de mayor demanda. Sin embargo, sabemos que la búsqueda de profesionales de tecnología en cualquier disciplina es un desafío.

Encontrar a aquellos trabajadores con talento también es sólo la mitad de la batalla (en la actualidad, es probablementemenos de la mitad). Una vez que los profesionales de TI están a bordo, usted necesita desarrollarlos y desafiarlos si espera retenerlos. Los reclutas no se convierten solos en empleados productivos y motivados por si mismos. Es necesario educar el talento en beneficio de ambos: la empresa y sus trabajadores.

Para reunir la visión de sus pares sobre cómo ellos nutrensu fuerza de trabajo de TI, de nuevo formamos equipo con nuestros colegas del CIO Executive Council y planteamos la pregunta a tres ejecutivos de tecnología. Sus respuestas, enumeradas a continuación, incluyen la celebración de conferencias de tecnología propias; la externalización de las tareas comunes para dejar que los empleados se enfoquen en las cosas interesantes; permitirles probar diferentes roles; así comoalentarlos a moverse más fuera de su zona de confort.

“Nuestra organización de TI está experimentando un tremendo cambio y nuestros roles están cambiando dramáticamentede fabricantes de tecnología a corredores detecnología”, destaca Abernathy. “Promovemos altos niveles de compromiso ya que nosotros:

  • Mantenemos cada año un “IT Summit”, donde todo el personal de TI se dirige al centro de convenciones local por un día enfocados en su desarrollo personal. Igual que en una conferencia externa, presentamos oradores invitados para discutir temas relevantes, junto con muchas sesiones de entrenamiento enfocados en tecnologías o competencias específicas.
  • Apalancar nuestro “CIO Culture Club”, un grupo de voluntarios de los miembros del personal que ayuda a crear y fomentar un ambiente de participación e inclusión a través de diversas actividades y mecanismos de retroalimentación.
  • Externalizar los productos básicos de TI y aprovechar nuestros recursos para hacer el trabajo más complejo, relevante y emocionante”.

“Yo contrato a gente intrinsecamente motivada, que aman la tecnología y hacemos un compromiso para ayudarles a crecer hacia sus metas. Me preocupa sinceramente su desarrollo profesional así que trabajo estrechamente para entrenarlos en lo que pueda, en la dirección que ellos quieran”, señala Ortiz.

“A veces, a la manera de un entrenador deportivo, los pruebo en diferentes posiciones. Me encanta cuando encuentro un gran papel que ellos no habían considerado antes. Tuve algunos de ésos y están muy agradecidos. Les pido que hagan lo mismo con quienes les reportan directamente, si tienen alguno, con un criterio de promoción pagada por adelantado”.

“Contratamos a personas con destrezas únicas y luego los manejamos a partir de una serie de experiencias con retos cada vez más grandes, en las cuales ellos tienen que guiar y rendir cuentas para ser exitosos”, precisa Dunnig.

“Nuestra meta es hacer crecer a los profesionales de TI como líderes estratégicos, orientados a los negocios de TI. Hacer esto a veces requiere ir fuera de la zona de confort para averiguar de lo que verdaderamente somos capaces”.

 

Fuente: CIO